domingo, 31 de enero de 2010

La distancia

Hola a todos, acabo de llegar de ver a mi Señor Patata y aunque hace mucho tiempo que este post me ronda la cabeza, hoy que siento toda la pena de haberme separado de él, y esta vez por 11 días, creo que es el momento perfecto para escribirlo.
Mucha gente, tanto en mi entorno real como virtual, me ha dicho que soy muy valiente por llevar una relación a distancia, que ellos no podrían, .... y un millón de cosas así, pero yo no me siento ni valiente ni nada, es más, lo hago porque no tengo otra salida. Yo no planeé sentir esto cuando conocí al Señor Patata, pero el caso es que lo siento, y que estoy viviendo la mejor historia de amor que he tenido nunca, con nuestras cosas y nuestras peleas, pero me siento más yo que nunca. Y entonces ¿qué otra cosa me queda? ¿dejarlo todo porque nos separan muchos kilometros? Pues la verdad es que no puedo, ni quiero hacerlo. Voy a luchar por esto, y por eso lo hacemos lo más llevadero posible.
Así que cada fin de semana me desplazo a la capital y veo a mi chico. Los viajes se pagan a medias, y así nadie sale perjudicado, y como se ha comprado una casa, pues allí hacemos nuestro nidito de amor. Descansamos un fin de semana, por razones de salud y dinero, y ese es precisamente el que peor llevo.
El resto del tiempo se me pasa trabajando y estando con mis amigos, aunque tengo que admitir que a veces la distancia se hace grande, y una pequeña pelea, se convierte en un mundo, y yo suelo ponerme "paranoica", pero mi chico suele saber por donde tirar para solucionarlo todo.
Así que cuando alguien me pregunta como puedo hacerlo, solo puedo contestar diciendo que no es pueda o no, sino que no me quede elección, pues me tiene enganchada.
De hecho tengo una amiga que ahora va a encontrarse en la misma situación que yo, pero en su caso es peor, porque ellos vivían juntos y ahora a él lo trasladan, y cuando me pide consejo no sé que decirle, porque yo era una situación que ya sabía y que acepté. Así que aunque a veces me agobia el hecho de no saber hasta cuándo (es lo que peor llevo).... luego cuando llego a Atocha, aguanto la respiración... Yo, como Sabina, siempre siento ganas de gritar: Yo me bajo en Atocha, yo me quedo en Madrid.
Y entonces se me encoge el estómago de saber que voy a verle, y al final lo busco entre la gente, siempre temiendo que no esté, y cuando le veo, no sé por qué en vez de dejarme llevar por las ganas de correr hacia a él y besarlo con todas las ganas, relentizo el paso y cuando lo veo le doy un beso tímido... pero entonces él me abraza tan fuerte que a veces no puedo respirar y empiezo a sentirme bien.
Luego vamos hablando de tonterias, nos subimos al coche y nos solemos quedar callados, y por fin cuando aparca el coche en la puerta de casa, es cuando me besa de verdad y yo lo abrazo y respiro fuerte, llenando de su aroma y por fin, entonces ME SIENTO EN CASA.
Y esa es la razón por la cual, aguanto una relación a distancia, porque él merece la pena y porque con él, estoy en casa.

Besos a todos.

29 comentarios:

  1. Increíble. Me quedo sin palabras al leer tu post. Si te digo que he pasado exactamente por los mismos sitios, sentimientos, fases o como quieras llamarlo... igual ni te lo crees.

    Pero es cierto, y lo único que te quiero decir es: ánimo. Yo llevé la relación así, a distancia, durante casi cuatro años. Ahora estamos juntitos y sólo se va de vez en cuando por motivos de curro. Todavía no me lo creo, y de vez en cuando pienso... ¿y si no vuelve?

    Así que me parece increíble este post, porque es como si lo hubiera escrito yo hace unos meses.

    De verdad, todo-todo-todo es igual...

    ResponderEliminar
  2. Las relaciones a distancia son duras, pero, como tú dices, no se eligen. Lo bonito es sentir ese amor a pesar de todo, que te desborde, que te llene y te dé fuerzas para soportar un día a día en la distancia. Como bien dices, no tienes elección: los sentimientos son así. Y estoy segura de que, pronto, con ese amor que os tenéis, encontraréis la forma de estar los dos juntos, donde quiera que sea. Besotes.

    ResponderEliminar
  3. Hola,he llegado a ti desde Teatrera,y este post me ha emocionado muchísimo.
    He tenido una relacion a distancia durante casi 4 años,de hecho en mi blog describo algo parecido a lo que has hecho tú,los reencuentros en las estaciones,( si quieres pasarte busca la etiqueta "Reencuentros")
    Te entiendo mucho, una relación a distancia no se busca,simplemente sientes que esa persona vale la pena,valen la pena los kms,los viajes, las llamadas de tlf eternas, los cabreos por cualquier tonteria, las despedidas...y podría seguir asi toda la noche.
    Solo te digo que adelante, que luches, que vivas tu historia y seáis muy felices.
    Besitos y encantada de leerte :)

    ResponderEliminar
  4. Nada se puede decir después de esto. Si mi novia se tuviera que ir lejos (y seguramente algun dia ocurrira siendo ingeniera de montes) no me quedaría otro remedio que apechugar y llevarlo lo mejor posible.

    Si lo vale, hay que hacer cualquier cosa.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  5. Si te hace feliz, las distancias si bien son duras se convierten en un pequeño detalle, por ahora vive el momento y disfruta esta linda historia de amor.

    Saludos!

    ResponderEliminar
  6. Pues son razones de peso,cuando una relación compensa plenamente,la distancia no es freno.Tarde o temprano desaparecerán los kilometros que os separan.Un beso

    ResponderEliminar
  7. Siempre que te leo me invade la envidia (con lo mala que es la envidia jajaja...) qué maravilloso sentir todo eso... Es cierto que una relación a distancia tiene cosas difíciles, pero todo vale la pena por estar con tu gran amor, porque hay miles de parejas que estando al lado no están tan cerca como vosotros.

    Un besazo y a seguir disfrutando de vosotros!

    ResponderEliminar
  8. ES precioso, te lo recordaré alguna que otra vez :) un beso guapisima

    ResponderEliminar
  9. Ya sabes lo que se dice... que la distancia en el amor, es como el viento, que apaga el fuego pequeño y aviva el grande.

    Así que tranquila.
    :)

    Un abrazo!

    ResponderEliminar
  10. La verdad es que las relaciones a distancia son duras...
    Yo no puedo, necesito piel...
    Aunque verse cada fin de semana no esta mal...

    Un beso grande

    ResponderEliminar
  11. Juraría que había comentado este post... se ve que no se publicó...bueno, quería decirte que algo valiente si que eres porque te atreves con algo que es dificil,añorar a alguien a quien necesitas cerca, sin embargo, te entiendo perfectamente, para mí sería mejor tener a la persona que amas poquito, a nada. Hay que arriesgar por lo que se siente, y así es como se llega algún sitio, el cobarde, solo conoce las historias de oídas...mucho mejor vivirlas!!

    Ánimo, y adelante!! Un besito

    ResponderEliminar
  12. ese sentimiento es mas fuerte, quizas por una u otra razon el lazo los mantene unidos a pesar de la isctancia cruel que los separa quiza eso mismo los hace más fuerte, quizás eso mismo les da mas fuerzas para seguir y pensar en un mejor mañana....
    sigue tu sueño, no decaigas en el camino, vive y sueña intensamente por que por algo se cruzaron en el camino....aparte de por obra del destino....

    cariños

    ResponderEliminar
  13. Me has hecho llorar, niña, es que mí me pasa como a ti, a mí me compensa.

    Un besazo pequeña ya sabes que te quiero, y aguanta.

    ResponderEliminar
  14. Pues eso es lo importando, que lo que sentís es de verdad y que bueno, esto digamos es pasajero.

    Yo quizá esté muy loca y cada uno tiene su vida de una manera... pero, ante un caso así, yo creo que me iría con él. Pero supongo que es más complicado.

    Un besitooo

    ResponderEliminar
  15. Como te entiendo!! Yo tambien vivi una relacion a distancia y se lo duro q es.
    Un dia busque en google "relacion a distancia" o algo parecido y me quede con una frase que lei: estas relaciones continuan mientras se sigue teniendo ilusion por verse. Ojala esta ilusion te dure mucho.
    En mi caso lo que mato la relacion fue la ausencia de planes para un futuro juntos.

    Besos guapa! Disfruta de tu señor Patata.

    P.D. Perdon pero no se que le pasa a este teclado que no me deja poner tildes.

    ResponderEliminar
  16. Mientras merezca la pena, la distancia bien lo vale...

    un abrazo acortando distancias...

    ResponderEliminar
  17. y esa es la razón, precisamente, por la que me has dejado sin palabras.

    ResponderEliminar
  18. Hola de nuevo!!! Sigo sin tener mucho tiempo, pero algo más que antes si! así que espero poder ponerme al día en tu blog!!! :).
    De momento sólo he leído esta entrada, y he de decir que yo sí creo que las relaciones a distancia!!!! si las dos partes desean que vaya bien y lo dan todo, la cosa saldrá adelante por encima de todo y de todos :).

    Un besazo!!!!

    ResponderEliminar
  19. Sólo alguien que ha vivido una relación a distancia sabe y entiende lo que es
    Un besazo!

    ResponderEliminar
  20. Ojiplática me he quedado con tu post! Me ha encantado!
    Entiendo que es una situación difícil que yo viviré en un par de años cuando mi novio se vaya a estudiar fuera y no creo que sea capaz de aguantarlo, porque a mí sí que me pareces valiente :)
    Un beso y mucha suerte!

    ResponderEliminar
  21. Pues lo has dicho muy bien...si es lo que ambos quereís...por que combiar???? A veces se lleva mejor, otras peor...pero por lo menos se lleva no???

    ResponderEliminar
  22. Las relaciones a distancia son muyy dificiles y pocas resisten a ello pero algunas si.ojala sea la tuya

    ResponderEliminar
  23. He llegado por aquí y al leer esto bueno... yo también he pasado por una relación a distancia, es dura, pero tienes toda la razón... estar en casa es estar con esa persona, no importa lo lejos que se encuentre.

    Un saludo

    ResponderEliminar
  24. Cuando hay amor de verdad no existen los obstáculos... Mucha suerte guapa!!
    Besitos!

    ResponderEliminar
  25. Bueno, ya sabes lo que pienso de la distancia: no es nada invencible siempre y cuando dos tengan las ganas y la perseverancia. Sé que llego un poco tarde a comentar, pero me alegra mucho saber que ya no son 11 días los que tienes que esperar, sino sólo uno =) De más está decir que sé de sobra lo que es esperar que pasen los días para acortar las distancias, así que sé lo que se siente... aunque en mi caso, la distancia es mucho mayor y la cuenta regresiva que marca el siguiente encuentro también lo es... Qué te puedo decir? Por lo general, me gusta contar los días que faltan para verlo; por ahora la cuenta va por 75 días (dos meses y medio)... sé que es bastante, pero sería peor no tener la certeza de cuándo le veré nuevamente. Además, la espera siempre vale la pena y los sacrificios que de alguna manera tenga que hacer pasan a un segundo plano.

    En cuanto a ese impulso que cuentas justo cuando lo ves en la estación del tren después de días de separación, sugiero que te dejes llevar alguna vez por eso que sientes y corras a abrazarlo... de seguro te sentirás de maravillas y también él.

    Y ahora me voy, porque como dirían en buen panameño: "estoy hablando hasta por los codos" =P


    Abrazos! =)

    ResponderEliminar
  26. por fin puedo visitarte y leer este post que me habías recomendado
    me alegra que te sientas así

    PD me encanta Madrid

    ResponderEliminar
  27. siempre te pasas por mi rincón y yo ni me digno a dejarte unas letras (q no significa que no te lea). Para hablar de relaciones a distancia podría darte un mitin, pero simplemente te diré que lo disfrutes, que lo vivas, que la distancia es sólo una pequeña barrera que desaparece en cuanto te bajas del tren para reecontrarte con sus brazos. No es q sea partidaria de las relaciones a distancia, pero sí soy partidaria de vivir cada amor con toda la intensidad posible, que es al fin y al cabo, lo que le mantiene vivo.
    Todos mi ánimos y apoyo. Un abrazo enorme, guapa.
    (y gracias por dejarme siempre tus letritas)

    ResponderEliminar
  28. :)
    Y es que sigo flipando porque las relaciones a distancia son taaaaaaaan duras... pero taaaaaaaaaaaaan irrepetibles y especiales, que lo único que tengo que decir es... ¡¡vívela!! Yo cada día que le tengo a mi lado, que le respiro, que le siento... para mí, es un regalo, por lo mucho que me costó tenerle así de cerca. Así que ¡¡ánimo!! Todo llega!!!!

    ResponderEliminar
  29. Esos sentimientos... deje de tenerles hace un par de meses despues de algo mas de tres años, y me parecen muy cercanos, duros y alegres a la vez, agridulces. Respecto a la paranoia de las discusiones, tambien me pasaba.
    Espero que algun dia te bajes de atocha por ultima vez.
    Saludos

    ResponderEliminar